Página Anterior  Ver índice  Página Siguiente   Negociación y contratación bancaria  - Tipos de operaciones bancarias
Índice
1.- Tipos de operaciones bancarias
2.- Operaciones de depósito, cuentas corrientes y libretas de ahorros
  2.1.- Principales características de una cuenta corriente o libreta de ahorros

1.- Tipos de operaciones bancarias

Las operaciones bancarias las podemos dividir en tres grandes grupos:
  1. Operaciones de depósito
    En este grupo se encuentran operaciones tan sencillas como la contratación de una cuenta corriente o libreta de ahorros o un depósito bancario.
  2. Operaciones de intermediación
    Dentro de este grupo se encuentran aquellas operaciones en las que la entidad actúa más como intermediaria o comercializadora del servicio o producto que como productor del mismo. Así cuando invertimos en activos de renta fija, compramos acciones, invertimos en un fondo de inversión o contratamos un plan de ahorro o de pensiones lo que hace la entidad bancaria no es más que comercializar un producto diseñado y gestionado en la mayoría de los casos por un tercero, aunque este tercero sea una empresa relacionada con la entidad bancaria.
  3. Operaciones de financiación
    En este último grupo nos encontramos con la contratación de préstamos, créditos, anticipos comerciales, descuento comercial, etc. Es decir operaciones donde la entidad bancaria nos presta un determinado capital y por tanto asume un riesgo a cambio de un precio.

Aclarados estos aspectos comentar que obviamente nosotros podremos negociar con el banco cuando este sea el generador del producto o servicio que contratamos pudiendo la entidad financiera personalizar las características del producto en función de las necesidades concretas de cada cliente. En el caso de que se trate de operaciones de intermediación en la gran mayoría de los casos nuestra capacidad de negociación es mínima por no decir inexistente por lo que tan sólo deberemos fijarnos en que las condiciones de contratación del producto sean aquellas que nos interesan. Es por ello que en esta guía no trataremos dichos productos por lo que para conocer el funcionamiento de los mismos simplemente han de revisar las guías que con respecto a ellos pueden encontrar en este mismo sitio web:

- Guía de depósitos bancarios
- Guía de inversión en fondos de inversión
- Guía de inversión a través de seguros de ahorro y planes de previsión
- Guía de inversión en activos de renta fija
- Guía de inversión en acciones

2.- Operaciones de depósito, cuentas corrientes y libretas de ahorros

De partida cuando hablamos de cuentas corrientes o libretas de ahorros todos tendemos a pensar que es algo tremendamente sencillo y que prácticamente carece de sentido dedicar tiempo a su negociación. Sin embargo, hemos de tener en cuenta que la práctica totalidad de operaciones bancarias que realiza una empresa o un particular tienen su reflejo en una cuenta corriente o libreta de ahorros de tal modo que conocer sus características de funcionamiento nos permitirá utilizar mejor estos productos.

2.1.- Principales características de una cuenta corriente o libreta de ahorros

Capacidad para contratar
- Personas Físicas:
a) Menores no emancipados (no pueden contratar una cuenta corriente)
b) Menores emancipados
c) Mayores de edad
d) Incapacitados legalmente, con representante legal
e) Cónyuges
- Personas Jurídicas
Identificación
- Personas Físicas: NIF, número de identificación fiscal
- Personas Jurídicas: CIF, copia escritura de constitución y de apoderamiento, esta documentación se utiliza para verificar que las personas que actuarán en nombre de la empresa ante la entidad bancaria tienen capacidad para hacerlo.
Modalidades de contratación
- Contratos Unipersonales.
- Contratos Pluripersonales:
a) Régimen indistinto, todas las personas que aparecen en el contrato tienen capacidad para realizar cualquier tipo de operación de forma independiente.
b) Régimen conjunto, en este caso es necesaria la firma de todos los titulares o de un conjunto de ellos para realizar las operaciones habituales de la cuenta.
- Establecimiento de autorizaciones:
a) Individuales.
b) Múltiples:
Régimen indistinto
Régimen conjunto
Todas las autorizaciones prescriben ante el fallecimiento del titular
Temporales
- Sin límite.
- A los 20 años sin operaciones a Favor del Estado.
Cuantitativas
- Reintegros en efectivo hasta 3.000 € sin preavisar, para la realización de reintegros de mayor importe en efectivo es preciso preavisar.
Económicas
Intereses
- Acreedores, a nuestro favor por los saldos acreedores que se mantengan.
- Deudores, sólo en el caso de las pólizas o cuentas de crédito.
- Descubierto, en el caso de un cuenta corriente cuyo titular sea un particular estará limitado a 2,5 veces el tipo de interés legal, en el caso de que el titular sea una persona jurídica, empresa, no existe limitación.
Comisiones
- Mantenimiento, es una comisión que se devenga de forma periódica por el mero hecho de mantener abierta la cuenta.
- Administración, bajo esta denominación suele liquidarse una comisión por apunte reflejado en la cuenta, si bien en muchos casos aunque dicha comisión esté autorizada en el Banco de España no se cobra al cliente.
- Reclamación descubiertos, esta comisión se devenga y liquida en el momento en que la cuenta se encuentra en descubierto. - Máximo descubierto, es una comisión que se devenga sobre el máximo descubierto en el que se ha encontrado la cuenta en un período de liquidación. Es una comisión a tener muy en cuenta pues fácilmente puede situarse en el entorno del 4 %. Por ejemplo de un descubierto de 1.000 € pagamos una comisión de máximo descubierto de 40 €.
Valoraciones: las establecidas en la Circular 8/90 del Banco de España. Las normas de valoración fijan el momento en que un determinado movimiento bancario es tenido en consideración para el cálculo de intereses. (enlace a las normas de valoración)
Liquidaciones de intereses y comisiones, se suelen realizar con frecuencia mensual o trimestral, utilizándose para el cálculo de intereses el denominado método hamburgués.
Fiscales
- Residentes: intereses sujetos a retención a cuenta del IRPF o del impuesto de sociedades.
- No Residentes: intereses no sujetos a retención a cuenta del impuesto.
Crediticias
Los saldos acreedores de una cuenta corriente o libreta de ahorros pueden ser utilizados como garantía de operaciones de préstamo o crédito, este tipo de garantía se denomina pignoraticia.
Judiciales
Los saldos acreedores responden de deudas de origen tributario de sus titulares pudiendo ser embargables. Hay que tener en cuenta que no responderán nunca de las deudas tributarias de las personas autorizadas en la cuenta.
Página Anterior  Ver índice  Página Siguiente   Negociación y contratación bancaria  - Tipos de operaciones bancarias
Carrito
No hay productos.
Calculadoras de gestión de tesorería y negociación bancaria Cálculos Banca & Tesorería
Balance y cuenta de resultados banco empresa Gestión y anticipo de efectos comerciales
Copyright 2005© NewPyme S.L. - Contactar con nosotros - 902 570 697 - Publicidad - Aviso Legal Aviso Legal